Acónito: El homeopático Aconitum se prepara a partir de la planta en flor. Se utiliza en potencias D4 para el tratamiento de enfriamientos, gripe y neuralgias. Las dosis son de 5 a 10 gotas que se administran entre 3 y 5 veces al día.

Actea spìcata: se emplea a la potencia D3 para el tratamiento de reumatismos de las articulaciones

Adatoda justicia: remedio muy eficaz obtenido de la Adhatoda justicia (nogal de las Indias) para condiciones catarrosas del tracto respiratorio superior (pesadez de cabeza, dolor de garganta, tos, resfríado, rinitis y asma. Se utiliza a la potencia D3 y superiores. A concentraciones más elevadas, produce un agravamiento de los síntomas

Adonis: el homeopático Adonis vernalis se utiliza en forma de tintura, en dosis de 5 a 10 gotas varias veces al día para tratar alteraciones del ritmo cardíaco y mejorar la circulación en casos de infecciones. También es eficaz en prostatitis

Aesculus hippocastanum: con los frutos pelados del castaño de las Indias se prepara el homeopático Aesculus hippocastanum. Se utilizan las potencias D1 a D3 en dosis de 5 a 10 gotas varias veces al día. Las indicaciones son catarros nasofaríngeos, hemorroides y úlceras de las piernas

Ajo: el homeopático Allium sativum se emplea en las potencias D3 a D6 en casos de bronquitis crónicas, trastornos digestivos, reuma y dolores musculares. Las dosis más recomendadas son 10 gotas dos veces al día. Para prevenir los procesos degenerativos del envejecimiento, se emplea el homeopático en la potencia D3

Alóe: La tintura de alóe, a la potencia D4, se utiliza en las afecciones del tracto digestivo y hepáticas. Externamente, la tintura de alóe diluída en la proporción 1:10 se emplea en forma de apósitos para el tratamiento de heridas y quemaduras producidas por radiaciones

Alsine: la tintura "Stellaria media" se prepara con la planta fresca. Se usa en la potencia D2 para el tratamiento del reumatismo articular agudo y crónico en dosis de 2 a 4 gotas cada 2-3 horas.

Anís: El homeopático Anisum, en las potencias D1 y D2 se emplea contra las inapetencias, las diarreas de los niños pequeños y la flatulencia. Las dosis recomendadas son de 5 a 10 gotas entre 3 y 5 veces al día

Árnica: el homeopático "árnica" se obtiene a partir de las flores secas. La pomada es muy eficaz para el cuidado de las venas, tratamiento de las flebitis, distensiones y contusiones. En gotas, se utiliza para el tratamiento del reuma y de la gota, en potencias D2 a D3 con dosis de hasta 10 gotas varias veces al día

Asaro: se prepara a partir del rizoma fresco la tintura de ásaro que se emplea en la potencia D3 para el tratamiento de afecciones nerviosas.

Avena: las gotas de la tintura de avena utilizadas en homeopatía (15 gotas varias veces al día) se emplean para tratar el insomnio, agotamiento nervioso e inapetencia después de una enfermedad. También ayudan a las personas que quieren dejar de fumar.