BROMOCRIPTINA EN VADEMECUM

DESCRIPCION

La bromocriptina es un agonista sintético de la dopamina químicamente emparentado con los alcaloides del ergot. Se utiliza en el tratamiento de varios síndromes de hiperprolactinemia, así como en el Parkinson, la infertilidad, la acromegalia y los adenomas de la pituitaria que excretan prolactina. Ya no se utiliza en su indicación inicial, la supresión postpartum de la subida de leche. También se utiliza en el tratamiento del síndrome de abstinencia a la cocaína.

Mecanismo de acción: la bromocriptina estimula los receptores dopaminérgicos tipo 1 y antagoniza los receptores tipo 2 en el hipotálamo y neoestriado del sistema nervioso central, siendo suprimida la secreción del prolactina de la glándula pituitaria anterior. Después de conseguida la reducción de los niveles plasmáticos de prolactina, se reanuda la ovulación y las funciones ováricas en las mujeres amenorreicas, mientras que se suprima la lactancia en las mujeres con la función ovárica normal. La bromocriptina también induce la menstruación en las mujeres amenorreicas con niveles normales de prolactina posiblemente debido a la liberación de la hormona luteinizante, aunque también puede ser debido a un efecto directo sobre los receptores dopaminérgicos del ovario. La menstruación se reanuda a los 6-8 semanas después del inicio del tratamiento con prolactina

La bromocriptina ralentiza el crecimiento de los adenomas pituitarios y puede aumentar la secreción de hormona del crecimiento en los pacientes normales. Los pacientes con acromegalia tratados con bromocriptina experimentan una reducción paradójica de la hormona de crecimiento que vuelve a sus niveles basales a las dos semanas de discontinuar el tratamiento.

El consumo crónico de cocaína reduce las concentraciones de dopamina, originando una hipersensibilidad a esta droga, lo que explicaría los efectos que se originan cuando la cocaína es discontinuada. Al antagonizar los receptores dopaminérgicos, la bromocriptina reduce la intensidad de las síntomas psiquiátricos que acompañan al síndrome de abstinencia a la cocaína.

La bromocriptina tiene, además, otros efectos farmacológicos: aumenta la excreción de sodio y reduce la presión arterial. En dosis elevadas, este fármaco puede producir vasoconstricción. Adicionalmente, la bromocriptina reduce la glucosa plasmática, los triglicéridos y los ácidos grasos en los pacientes obesos con diabetes de tipo II.

Farmacocinética: sólo el 28% de una dosis oral de bromocriptina se absorbe por el tracto digestivo y, al experimentar una importante metabolización (> 90%) en el hígado, sólo el 6% de la dosis alcanza la circulación sistémica. Después de una dosis oral de 1.25 a 5 mg de bromocriptina se observan importantes reducciones de los niveles plasmáticos de prolactina en las primeras dos horas. Las máximas reducciones de la hiperprolactinemia se observan en las primeras 4 semanas de tratamiento. En los pacientes con acromegalia, se observan reducciones de la hormona del crecimiento a las 2 horas de una administración de una dosis de bromocriptina.

La semi-vida plasmática de la bromocriptina es de unas 3 horas, uniéndose extensamente a las proteínas del plasma (90-96%). La bromocriptina que no es metabolizada en su primer paso por el hígado es posteriormente hidrolizada a metabolitos inactivos que se excretan por vía biliar. Solo una pequeña fracción de la dosis administrada se elimina por vía renal.

INDICACIONES Y POSOLOGIA

Tratamiento de la enfermedad de Parkinson :

Administración oral:

  • Adultos: 1.25 mg dos veces al día, aumentando lentamente las dosis hasta obtener la respuesta deseada. Puede mantenerse el tratamiento con levodopa durante la instauración de la bromocriptina. La bromocriptina está especialmente indicado en pacientes con enfermedad de Parkinson reciente y leve, en aquellos que muestran una respuesta deficiente o intolerancia a la L-dopa y en los que la utilidad de la misma se ve limitada por la aparición de fenómenos on-off.

Síndrome de Parkinson subsiguiente a lesiones cerebrales traumáticas:

Administración oral:

  • Adultos: se han administrado dosis crecientes de bromocriptina a razón 2.5 mg/semana hasta un máximo de 35 mg en casos Parkinson aparecido después de graves lesiones traumáticas de la cabeza.

Tratamiento de la acromegalia

Administración oral

  • Adultos: 1.25-2.5 mg al día a la hora de acostarse durante 3 días. Estas dosis pueden aumentarse a razón de 1.5-2.5 mg/día cada 7 días hasta alcanzarse la dosis terapéuticaóptima. También puede administrarse el fármaco en dosis divididas

Tratamiento de los adenomas pituitarios u otras condiciones asociadas a hiperprolactinemia (amenorrea con o sin galactorrea, hipogonadismo masculino o infertilidad femenina):

Administración oral

  • Adultos y adolescentes de > 16 años: iniciar el tratamiento con dosis de 1.25 a 2.5 mg/día con incrementos de 2.5 mg cada 7 días hasta alcanzar la respuesta terapéutica más favorable. Las dosis de mantenimiento suelen oscilar entre 5 y 7.5 mg/día aunque se han descrito dosis de hasta 30 mg/día
  • Adolescentes de 11 a 15 años: aunque el número de estudios clínicos en esta población es limitado las dosis iniciales son de 1.25 a 2.5 mg/día, con incrementos posteriores hasta alcanzar la respuesta óptima. Las dosis usuales en estos pacientes suelen mantenerse entre los 2.5 y 10 mg/día
  • Niños de menos de 11 años: la eficacia y seguridad de la bromocriptina en estos pacientes no han sido establecidas

Tratamiento de la mastalgia asociada al síndrome premenstrual:

Administración oral:

  • Adultos: 2.5 a 7.5 mg dos veces al día, iniciando el tratamiento 10 a 14 días antes del comienzo de la menstruación. La bromocriptina puede ser el fármaco de elección en los pacientes que muestren al mismo tiempo galactorrea o hiperprolactinemia

Tratamiento adyuvante del alcoholismo:

Administración oral

  • Adultos; en un estudio en 52 alcohólicos, la bromocriptina en dosis de 7.5 mg/día redujo de forma significativa la ansiedad producida por la retirada del alcohol

Tratamiento del síndrome de abstinencia a la cocaína

Administración oral;:

  • Adultos: en dosis de 0.625 mg cuatro veces al día durante 42 días, en 24 sujetos adictos a la cocaína la bromocriptina fue que superior al placebo en la reducción del síndrome de abstinencia
Monografía del sndrome neuroléptico maligno

Tratamiento de los síntomas asociados al síndrome neuroléptico:

Administración oral:

  • Adultos: se recomienda iniciar el tratamiento con dosis de 2.5 mg tres veces al día.Las dosis usuales oscilan entre 5 y 10 mg tres veces al día. Es de esperar una respuesta completa o sustancial en los 2.3 primeros días de tratamiento

Como adyuvante en el tratamiento de la obesidad e hiperinsulinemia en pacientes diabéticos de tipo II tratados con sulfonilureas

Administración oral:

  • Adultos: se ha estudiado la bromocriptina en dosis de 1.6 a 2.4 mg/día durante 18 semanas en 17 pacientes obesos, algunos de ellos con diabetes de tipo II. Todos ellos recibieron una dieta hipocalórica, y todos ellos tenían normal la función tiroidea. En todos ellos se observó una reducción significativa en el peso y grasa corporal en comparación con el placebo y una mejora significativa de la tolerancia a la glucosa

 

CONTRAINDICACIONES Y PRECAUCIONES

La bromocriptina está contraindicada y infecciones y sepsis. No se deberá usar en pacientes con afecciones vasculares periféricas

Se recomienda precaución en los enfermos afectos del síndrome de Raynaud y cuando se administra bromocriptina a altas dosis en los pacientes con antecedentes de trastornos psicóticos, úlcera péptica o hemorragias gastrointestinales. En algunos pacientes Parkinson tratados durante largo tiempo con altas dosis de bromocriptina, se ha observado la aparición de derrames pleurales. Aunque es incierta la posible relación casual entre estas observaciones y el medicamento, los pacientes que presenten signos o síntomas pleuropulmonares de etiología no determinada, deberán ser cuidadosamente controlados y eventualmente tendrá que considerarse la posibilidad de interrumpir el tratamiento.

En algunos pacientes, especialmente durante los primeros días del tratamiento, se han observado descensos tensionales, por lo que es necesario que tomen precauciones aquellos que conduzcan o manejen máquinas.

 

Clasificación de la FDA de riesgo en el embarazo

La bromocriptina se clasifica dentro de la categoría B de riesgo en el embarazo. Sin embargo, se recomienda que las mujeres tratadas con este fármaco consulten con su médico si se quedan embarazadas.

La bromocriptina interfiere con la secreción de leche y no se debe usar durante la lactancia.

 

En las mujeres tratadas con bromocriptina en indicaciones no asociadas a hiperprolactinemia, el preparado debe administrarse a la dosis mínima eficaz para mejorar los síntomas, con el fin de evitar la reducción de los niveles de prolactina por debajo de la normalidad, con el consiguiente perjuicio de la función lútea.

INTERACCIONES

La administración concomitante de psicofármacos puede frenar la acción inhibidora de la secreción de prolactina originada por bromocriptina. Por otra parte, los fármacos que aumentan las concentraciones de prolactina, tales como las butirofenonas (haloperidol, loxapina, molindona), los inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAOs), la imipramina, amitriptilina, metildopa, fenotiazinas, tioxantinas y reserpina pueden antagonizar los efectos de la bromocriptina

Tanto la bromocriptina como la levodopa son agonistas dopaminérgicos. Su administración simultánea puede producir efectos neurológicos aditivos. Aunque esta combinación puede ser beneficiosa en muchos casos, se recomienda una estrecha vigilancia de los pacientes, pudiendo ser necesarias reducciones en las dosis de levodopa.

Los estrógenos y los progestágenos pueden inducir amenorrea y galactorrea, por lo que su administración concomitante con bromocriptina no es recomendable.

La bromocriptina puede potenciar la acción de las sustancias hipotensoras.

Se han documentado casos de hipertensión y convulsiones en pacientes tratados con fenilpropanolamina y bromocriptina. Estas reacciones adversas también ha sido ocasionalmente observadas cuando la bromocriptina fue utilizada concomitantemente con fármacos simpaticomiméticos, por lo que se recomienda evitar estas combinaciones en la medida de lo posible

El alcohol puede reducir la tolerancia a la bromocriptina e, inversamente, la bromocriptina puede reducir la tolerancia al alcohol. Si se administra bromocriptina a pacientes que consuman alcohol puede producirse un síndrome análogo al que produce el disulfiram que se manifiesta por dolor torácico, sofocos, cefaleas, intensa debilidad, vómitos y visión borrosa.

La administración concomitante de eritromicina puede incrementar el nivel plasmático de bromocriptina al reducir su aclaramiento plasmático.

 

REACIONES ADVERSAS

Durante los primeros días de tratamiento, algunos pacientes pueden experimentar ligeras náuseas y, en raras ocasiones, vómitos o vértigo, aunque no suficientemente graves para tener que interrumpir el tratamiento. En caso necesario, las náuseas y vómitos iniciales pueden evitarse con la toma de un antiemético 1 h., antes de la administración de la bromocriptina

Ocasionalmente, la bromocriptina puede originar una reducción de la tensión arterial (hipotensión postural), por lo que en pacientes ambulatorios es recomendable controlar a intervalos este parámetro durante los primeros días del tratamiento. Este cuadro puede ser molesto, pero cede con un tratamiento sintomático. Si los efectos secundarios persisten, deberá reducirse la dosis. Se han descrito episodios de hipotensión severa después de una primera dosis, con fallos de la presión sistólica y, en otras ocasiones, taquiarritmias y acción sobre los vasos periféricos, vértigo, mareo. En algún caso se han observado alucinaciones, enuresis y somnolencia, trastornos mentales de tipo maníaco y trastornos de comportamiento, cefaleas y pérdida de fuerza; también hipercinesias, trastornos gastrointestinales, hemorragia gastrointestinal y catarro nasal

Durante el tratamiento con bromocriptina a dosis elevadas, se han observado casos de estreñimiento, somnolencia y, menos frecuentemente, excitación psicomotora, alucinaciones, discinesia, sequedad de boca y calambres de tipo nocturno en las piernas.

Estos efectos secundarios son dependientes de la dosis y pueden ser generalmente controlados por reducción de la misma. Ha sido observada, particularmente en pacientes acromegálicos afectos de síndrome de Raynaud y sometidos a tratamiento prolongado con dosis de 20 mg o más, la aparición, inducida por el frío, de palidez reversible de los dedos.

El tratamiento prolongado con bromocriptina puede ocasionar el desarrollo de infiltrados pulmonares, engrosamiento de la pleura y efusiones pleurales. Estos efectos se resuelven usualmente cuando se discontinua el tratamiento. También se comunicado casos de fibrosis retroperitoneal después de 2 años de tratamiento con bromocriptina.

Aunque es bastante infrecuente, puede producirse rinorrea de líquido cefalorraquídeo en pacientes que utilizan la bromocriptina en el tratamiento de macroadenomas o en los que han experimentado una cirugía transesfenoidal. Se recomienda una estrecha vigilancia de estos pacientes

Otras reacciones adversas descritas durante el tratamiento con bromocriptina son calambres musculares en las pierna, gusto metálico, rash, urticaria, tinnitus, impotencia, priapismo, visión borrosa, congestión nasal y xerostomía

La bromocriptina es una alcaloide del ergot y, por tanto, puede producir ergotismo, caracterizado por tics en los dedos, síndrome de Raynaud, pies fríos, incontinencia o retención urinaria, etc., aunque estas reacciones adversas han sido observadas en raras ocasiones

La intoxicación por sobredosificación con bromocriptina puede provocar vómitos y un descenso de la tensión arterial que podría conducir al colapso. El tratamiento consistiría en eliminar el fármaco (lavados de estómago en los pacientes conscientes), mantener las constantes cardiocirculatorias e instaurar una terapia sintomática complementaria

PRESENTACIONES

PARLODEL. comp. 2,5 mg y cápsulas de 5 mg

 

REFERENCIAS

  • Calne DB. Treatment of Parkinson's disease. N Engl J Med 1993;329:1021-7.
  • Giannini AJ, Baumgartel P, DiMarzio LR. Bromocriptine therapy in cocaine withdrawal. J Clin Pharmacol 1987;27:267-70.
  • Smith S, Schiff I. The premenstrual syndrome - diagnosis and management. Fertility and Sterility 1989;52:527-43.
  • Lawford BR et al. Bromocriptine in the treatment of alcoholics with the D2 dopamine receptor A1 allele. Nature Medicine 1995;1:337-41.
  • Guerrero RM, Shifrar KA. Diagnosis and treatment of neuroleptic malignant syndrome. Clin Pharm 1988;7:697-701.
  • Cincotta AH, Meier AH. Bromocriptine (Ergoset) reduces body weight and improves glucose tolerance in obese subjects. Diabetes Care 1996;19:667-7
Monografía revisada el 20 de diciembre de 2010. Equipo de Redacción de IQB